Y si…

planet-3403606_1920.jpg

Supongamos,

que ya no estoy fumando.

Y no existe esa ansiedad.

Imaginemos,

que te tengo aquí… detrás.

 

Erizada piel de espinas.

Tus manos, clavadas

… en mi hombro, histérico.

Por él cuelgan los cabellos,

y el deseo, que no cesa.

No existirían luces de neón

que pudieran brillar más.

 

Presumamos,

que nuestras plumas, se entrelazan.

Y las gaviotas aprenden a aullar,

Mientras Hitchcock, las ampara.

Acobardadas por este cóctel,

que, sin ser molotov

revienta, cuando estamos los dos.

 

Creamos,

que mientras paseamos hasta la luna,

quiera saber algo más de ti…

Y peguntara:

¿Me cortarías en pleno vuelo las alas?

Tú… pájaro carpintero,

que te comiste…

… hasta mis raíces.

El alpiste, que en su bolsa se quedó.

A veces, me desviste,

y conjetura, con tu voz.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s